Rusia afirma haber frustrado presunto intento de secuestro de aviones de combate por parte de Ucrania y la Otan

FOTO DE ARCHIVO. Imagen referencial de aviones rusos Tu-160 y Tu-22M3 sobrevolando la Plaza Roja durante el Desfile del Día de la Victoria en Moscú, Rusia. 24 de junio de 2020. Pavel Golovkin/Pool vía REUTERS

 

 

 

 

El Servicio Federal de Seguridad de Rusia (FSB, antiguo KGB) publicó hoy una serie de vídeos y audios que presuntamente prueban que la inteligencia ucraniana, en cooperación con la OTAN, trató de sobornar a pilotos rusos para secuestrar aviones de combate, una operación frustrada por la parte rusa.

“El FSB descubrió y frustró una operación de la Dirección Principal de Inteligencia del Ministerio de Defensa de Ucrania patrocinada por los servicios secretos de la OTAN para secuestrar aviones de combate de la Fuerza Aeroespacial Rusa”, informó la entidad en un comunicado.

El FSB también divulgó varios vídeos en los que un presunto oficial de la seguridad ucraniana ofrecía un millón de dólares a los pilotos rusos para que robaran el avión durante una misión de combate y lo aterrizaran en Ucrania.

“Los agentes de la inteligencia militar ucraniana, en nombre de la dirección política de su país, intentaron reclutar a los pilotos rusos con ofrecimientos de pago y garantías de ciudadanía en uno de los países de la Unión Europea”, indicó la seguridad rusa.

En el marco de la operación, la contrainteligencia militar rusa recopiló informaciones sobre sistemas de defensa antiaérea y ubicación de tropas que permitieron al Ejército ruso atacar varias posiciones ucranianas.

“Los agentes de la inteligencia ucraniana que participaron en la operación y sus cómplices fueron identificados”, indicó el FSB.

En el vídeo publicado, el presunto agente de la inteligencia ucraniana afirma que necesitan “una máquina de combate y una persona que se pase a nuestro bando”.

“Estamos dispuestos a pagar por ello. En el sitio web de la Rada Suprema (Parlamento ucraniano) está escrito que pagamos por ello un millón (de dólares). Podemos ponernos de acuerdo con usted y añadir otro millón, se lo garantizo”, afirma el presunto agente.

Además, prometió al piloto ruso que su esposa recibiría la ciudadanía de uno de los países bálticos.

Para confirmar su disposición, los pilotos rusos debían grabar un vídeo en el que mostrarían en un papel un número acordado de antemano.

EFE